Bogota.gov.co

Menú Principal



Imprimir
Domingo, 02 de Mayo de 2010 21:08

Equidad

Equidad, según su origen etimológico, es una palabra que significa igual y consiste en dar a cada uno lo que le corresponde según sus necesidades, méritos, capacidades o atributos.

La equidad está estrechamente relacionada con la justicia, entendida ésta como la virtud mediante la cual se da a los demás lo que es debido de acuerdo con sus derechos.

Entendido como igualdad, este valor tiene varias acepciones:

Igualdad de cada uno de nosotros ante la ley: éste es un aspecto de suma importancia porque permitió el tránsito de sociedades fundadas en privilegios a sociedades democráticas.

Igualdad social: universalizada gracias al Estado Social de Derecho, el cual nos otorga a el derecho de acceder a los bienes culturales, materiales y espirituales, tales como seguridad social, empleo, educación, vivienda y salud, entre otros.

Igualdad para participar en la toma de decisiones que nos afecten, y, también, igualdad de oportunidades: determina que los estados y las sociedades deben compensar nuestras desigualdades naturales, sociales y de nacimiento para que todos podamos acceder a beneficios sociales y a posiciones de interés.

La equidad se refiere también a los criterios para la distribución de bienes y servicios, así como derechos y deberes, libertades, poderes y oportunidades, de modo que todos podamos beneficiarnos de los resultados del trabajo colectivo, y participar en la toma de decisiones y en la dirección y administración de los asuntos comunes.


Todas las acepciones anteriores se fundamentan en un concepto mucho más profundo, en el que se reconoce que todos somos iguales en dignidad y por lo tanto merecemos igual consideración, trato y respeto.

La dignidad es una cualidad que nos hace únicos e irrepetibles, y, por consiguiente, inviolables y sagrados. Reconocer nuestra dignidad implica aceptar que estamos llamados a ser el centro, la razón de ser y el objetivo fundamental de cualquier proyecto de desarrollo político, económico y social.

Pero ser iguales no significa que seamos idénticos; considerados uno a uno, todos somos diferentes. La equidad, sin embargo, supone que más allá de cualquier diferencia racial, sexual, cultural, psicológica, generacional o de cualquier otro tipo, todas las personas tenemos en común el hecho de ser humanos, razón por la cual nadie es más humano que otro, ni tiene más derecho que otro a vivir humanamente.

Como la equidad exige el reconocimiento de la dignidad y los derechos de las personas, es un valor asociado al respeto y la justicia, que, aparte de ser primordial en las relaciones interpersonales, nos permite trazar acciones dirigidas a aumentar y fortalecer la igualdad entre los seres humanos para construir sociedades justas.

Políticas públicas

La equidad es un principio invocado de forma recurrente cuando se crean políticas públicas, pues se trata de una responsabilidad del Estado, enmarcada en la tradición moral, política y jurídica de los Derechos Humanos, y relacionada de forma específica con los derechos económicos, sociales y culturales de la humanidad.

Desde esta perspectiva, la equidad en la administración pública se relaciona con otros valores y principios como la justicia y la diversidad. Los seres humanos somos iguales en dignidad y por tanto debemos tener las mismas oportunidades para nuestro cabal desarrollo humano. Pero, a la vez, somos diversos: por esto la equidad también debe expresarse en reconocimiento, inclusión y ausencia de discriminación por cualquier condición o situación.

La equidad se relaciona también con la solidaridad. Mientras exista exclusión
social, económica, política y cultural, el Estado y la sociedad deben dedicar recursos y esfuerzos de manera prioritaria para restituir las garantías y derechos de las personas excluidas y vulneradas, con el fin de hacer perdurable y estructural la igualdad social y la igualdad de oportunidades en nuestra sociedad.

Por lo tanto, las políticas públicas distritales deben dirigirse a:

Redistribuir la riqueza social y económica, dándole prioridad a quienes estén en condiciones más críticas de pobreza y vulnerabilidad.


Ampliar el acceso a la educación, la salud, el empleo, la seguridad social, el crédito y la vivienda.

Lograr la seguridad alimentaria.

Promover el reconocimiento y respeto a la diversidad sexual y étnica, y garantizar a todas las personas igualdad de oportunidades para un desarrollo humano integral y autónomo.

Garantizar la participación ciudadana y avanzar hacia la inclusión de los niños y niñas, y las y los jóvenes en los procesos de toma de decisiones.

Brindar condiciones a todas las personas para desarrollar sus talentos y habilidades, así como para aprovechar su tiempo libre, acceder a los bienes culturales de la humanidad, y gozar de un medio ambiente sano.

Comportamientos

Para realizar el valor de la equidad dentro de las entidades distritales, en las relaciones entre las mismas, entre la Administración Distrital y la ciudadanía, y, de manera más amplia, en el Distrito Capital, las servidoras y servidores distritales:

Tratamos por igual a nuestros compañeros de trabajo y a los ciudadanos, sin distingo de raza, sexo, edad, cargo o condición social.

Rechazamos las diferencias ilegítimas entre las personas, así como la arbitrariedad y la injusticia.

Fortalecemos nuestro sentido de justicia de modo que sea éste el que oriente y presida nuestras decisiones.

Ayudamos, en todas las circunstancias, a aumentar la igualdad de los seres humanos.

Hacemos valer, desde nuestras respectivas entidades, políticas que garanticen el cumplimiento de los derechos económicos, sociales y culturales de la población.

Decidimos y obramos con base en juicios que tomen en cuenta la necesidad, la capacidad, el mérito y el esfuerzo.

Contribuimos a hacer más iguales a los desiguales, a incluir a los excluidos y a impedir que los más vulnerables enfrenten situaciones de exclusión.

Impedimos la realización de acciones que reduzcan las posibilidades, a las futuras generaciones, de disfrutar de un medio ambiente sano y de condiciones para su bienestar.

Distribuimos las cargas de trabajo de manera equitativa.

Aplicamos los mismos criterios de exigencia y estímulo para las personas que forman parte de nuestros equipos de trabajo.

Creamos, dentro de nuestras respectivas entidades, las condiciones para que todos los servidores y servidoras podamos participar en las decisiones que nos afectan.

 
Gustavo Petro
Gustavo Petro
Periódico Humanidad
Periódico Humanidad
Tú tambien combates la corrupción
Tú tambien combates la corrupción
Bogotá Humana
Bogotá Humana
Consulte el valor de referencia del metro cuadrado de los predios de Bogotá
Consulte el valor de referencia del metro cuadrado de los predios de Bogotá
notificaciones
notificaciones
Informe Sistema de Control Interno
Informe Sistema de Control Interno
Guía de Trámites
Guía de Trámites
Peticiones quejas y reclamos
Peticiones quejas y reclamos
Línea 123
Línea 123
Línea 195
Línea 195
Mápa de Bogotá
Mápa de Bogotá
Régimen Legal de Bogotá
Régimen Legal de Bogotá
Contratación a la Vista
Contratación a la Vista
DC radio
DC radio